La Vida Madre

Exfoliante de Casero de Café

Exfoliante de Casero de Café

Exfoliante de Casero de Café

Exfoliante de Casero de Café

Exfoliante de Casero de Café

Exfoliante de Casero de Café

Exfoliante de Casero de Café

El azúcar es un exfoliante maravilloso para cada tipo de piel. No es demasiado grueso, por lo que funciona bien incluso en pieles secas y ayuda a retener la humedad en tu piel. Cuando combinas el azúcar con el aceite de coco, creas un exfoliante hidratante genial!

Cómo se hace

Para hacer 2 tazas de exfoliante necesitarás:

– 1 taza de azúcar
– 1 taza de café molido
– 1/2 taza de aceite de coco

Usamos azúcar orgánica y aceite de coco. Para el café puedes utilizar los restos del café que hayas hecho esa misma mañana.

Primero

Mezcla el azúcar y el café molido en un tazón. Preferimos usar azúcar blanca refinada ya que tiene una textura fina. Debes mezclarlos primero porque los granos de café previamente utilizados tendrán algo de líquido y quizás no necesites tanto aceite de coco.

Segundo

Agregue aproximadamente la mitad del aceite de coco y mézclalo.
Si usas café molido seco, necesitarás la mayor parte del aceite de coco.

Si estás usando café molido reciclado, estará húmedo y necesitarás menos aceite de coco para obtener la consistencia adecuada.

Una vez que hayas alcanzado la consistencia que te guste, está preparado para usar.

Lo que te sobre lo puedes conservar en un tarro hermético, ya que al ser natural no durará tanto como otros productos para la piel.

La Vida Madre

La Vida Madre

#maternidadsinfiltro

COMPARTIR

Share on facebook
Share on twitter
Share on email
Share on pinterest